omnibusLa utilización del transporte colectivo es, sin duda, uno de los puntos débiles del combate contra el enemigo invisible, contra la pandemia, contra la COVID-19, contra el Coronavirus. La premisa de Presidencia resulta absolutamente inviable cuando de mantener los dos metros de distancia se trata. Sin embargo, según fuentes generalmente bien informadas, la IM (Intendencia de Montevideo, por su sigla en español) se encuentra trabajando en un protocolo que apunta al otro aspecto de la consigna presidencial: el carácter de SOSTENIDO del distanciamiento. Es, en ese sentido, que se propondría que los pasajeros no estén en los ómnibus más de diez minutos, debiendo bajar y tomar el siguiente (por otros diez minutos) y repitiendo el proceso hasta llegar a su destino. Sólo faltan unos ajustes en el software de los equipos para permitir el uso de un mismo boleto varias veces y algunos detalles más.

Una fuente cercana a la IM, como ya dijimos generalmente bien informada, brindó a este medio más detalles del modelo que se propondría a la Junta Departamental para su aprobación: “la propuesta es muy sencilla. Ya que no podemos lograr que el distanciamiento físico sea el adecuado, vayamos por el aspecto ‘sostenido’ del asunto. Varios papers, que cuentan con revisión por pares (no así de impares, justo es reconocerlo), han determinado que una exposición menor a diez minutos con una persona infectada hacen que el contagio sea poco probable. Si las personas permanecen dentro de un ámbito cerrado (como es el ómnibus) por ese tiempo como máximo, reducimos sensiblemente la posibilidad de contraer la COVID-19. ¿No es maravilloso?”, preguntó sin recibir respuesta.

¿Cómo se implementaría el protocolo? “También es muy sencillo. Una persona sube el ómnibus, adquiere el boleto (supongamos de una hora). Cuando pasen los diez minutos comenzará a sonar una alarma que advierte la presencia del usuario. Ese usuario deberá bajarse pasando nuevamente la tarjeta por la máquina y así la alarma dejará de sonar. El pasajero tomará el siguiente ómnibus y si la línea es la misma, será sin costo. El proceso se repite hasta que el pasajero llega a su destino. Es tanta la simpleza y la comodidad que nos asombra no haberlo puesto en práctica antes”, respondió la fuente con un brillo en sus ojos que encandilaba.

Nuestra fuente afirmó también que el proceso, antes de ser presentado oficialmente, será sometido a un riguroso testeo por parte de los usuarios mediante focus groups y encuestas en Facebook, pero dan por descontado que la aprobación por parte de los montevideanos será unánime.

Consultada sobre el tema, la candidata de la Coalición Multicolor Laura Raffo declaró que “es hora de que el Frente Amplio descanse un poco y nos deje trabajar por el Montevideo olvidado. El Frente Amplio está cansado, vamos a mandarlo entre todos al banco de suplentes. El Frente Amplio no tiene el monopolio de las políticas sociales. El Frente Amplio”.

Seguiremos informando.


LEA TAMBIEN...

La Intendencia de Montevideo confirma demolición del Palacio Salvo

Avión presidencial uruguayo se financiará con nuevo impuesto y aportes individuales

`Santo y Seña` emitirá video con el accionar de los `enfermeros asesinos`

Compartir entrada en WhatsApp

Buscar en Librumface